La Verdad Para Hoy - 21 de Junio

 

21 de junio

Sea imitador de Dios

Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados.

Efesios 5:1

El imitar a Dios pudiera ser fácil de analizar, pero es difícil de hacer. No puede hacerlo con su propia fuerza. Pero Jesús nos dio en el Sermón del Monte el punto de partida para imitar a Dios. Tenemos que llorar por nuestro pecado con un espíritu quebrantado y contrito. Cuando estemos abrumados por nuestro carácter pecaminoso, tendremos hambre y sed de justicia. Así que hay una paradoja: "Debemos ser como Dios, pero tenemos que reconocer que no podemos ser como Él por nuestro propio esfuerzo".

Una vez que estemos conscientes de la paradoja, entonces sabemos que debe de haber algún otro poder para hacer posible el imitar a Dios. El apóstol Pablo pedía a Dios que nos fortaleciera "con poder en el hombre interior por su Espíritu" (Ef. 3:16). El Espíritu Santo da la fortaleza para que seamos "llenos de toda la plenitud de Dios" (v. 19). Podemos ser como Dios (desde el punto de vista de su carácter), pero no podemos lograrlo por nuestra cuenta. Esa es la obra del Espíritu.

 Haga clic aquí para visitar la página de Gracia a Vosotros

Editors' Picks

  • How to Read & Understand the Bible in 4 Simple Steps
    How to Read & Understand the Bible in 4 Simple Steps
  • What You Need to Know about the Anglican Church
    What You Need to Know about the Anglican Church
  • 10 Valuable Reasons to Know the History of Christian Theology
    10 Valuable Reasons to Know the History of Christian Theology