Susurros Nocturnos - 8 de Enero, 2016

 

Jan 8 El bienestar de lo carnal frente a una calamidad que se avecina

PREGUNTA

El bienestar de lo carnal frente a una calamidad que se avecina

2 Reyes 20:17-19

Sin dudas vendrán días en que todo lo que hay en tu palacio, y todo lo que tus antepasados atesoraron hasta el día de hoy, será llevado a Babilonia. No quedará nada –dice el SEÑOR-. Y algunos de tus hijos y de tus descendientes serán llevados para servir como eunucos en el palacio del rey de Babilonia. –El mensaje del SEÑOR que tú me has traído es bueno –respondió Ezequías. Y es que pensaba: «Al menos mientras yo viva, sin duda que habrá paz y seguridad.» NVI 

Escribo esta Inspiración Bíblica en el año 2013, pero el problema al que voy a referirme, aunque latente algunas veces, ha estado presente desde tiempos inmemoriales. Ahora, sin embargo, le doy un nombre a esta enfermedad, pues eso es precisamente lo que es, y la he llamado ‘El Complejo Carnal de Ezequías’. El síntoma principal de este ‘Complejo Carnal’ es una complicidad silenciosa con los acontecimientos del momento; es divulgar mentiras acerca de un avivamiento que se avecina cuando claramente estamos enfrentando juicio; es conformarnos a este mundo cuando debería haber un arrepentimiento con lágrimas; es el repartir “protector de pecado” como si fuera protector solar cuando es evidente que hay “nubes oscuras” sobre nosotros; es pronunciar la frase ‘hay paz en nuestro tiempo’ mientras un monstruo de labios negros y montado en una escoba se prepara para eliminar al pueblo de Dios una vez más. Una ceguera tal en el pueblo de Dios ante la evidencia del juicio presente y de las dificultades que se avecinan es señal clara de que nos hemos conformado con algo de bienestar que nos satisfaga en el ahora. Si no fuera así, ¿por qué entonces continuaríamos, como lo hemos hecho por tanto tiempo, como si las nubes del juicio que se avecina y que están ahora sobre nuestras cabezas jamás fueran a traer un torrente de fuego sobre nosotros? Es porque somos carnales. Estamos enfermos. Nos sentimos contentos en la paz de este tiempo tan desventurado. Ahora bien, ¿en que se parece Ezequías a la iglesia moderna? 

El rey Ezequías, como recordarán, buscaba casi siempre la guía de Dios en sus acciones, especialmente al principio; sí, frecuentemente resultaba victorioso en la fe y piadoso en la práctica y, aun cuando al enfrentar su propia muerte se comportó como una gallina, fue sanado por Dios y un remedio casero. Así pues, a Ezequías le fue prolongada la vida y le fue otorgada una expansión de su ministerio, sin contar que también se hizo más grande su campo de influencia. Él había visto señales y maravillas, y se había vuelto excesivamente rico, poseyendo personalidad, fama y honor. Su cuenta de Twitter era enorme y hasta sus enemigos gustaban de su página de Facebook. No obstante, en el momento en que la paz dio lugar a la arrogancia y su confianza creció más allá de cualquier límite de su humilde gratitud hacia Dios, entonces, a consecuencia de sus recursos carnales (a propósito, éstos son como una bolsa de viaje sólo que más grande y más olorosa, y tiene espacio únicamente para tus cosas), y repito, a consecuencia de sus recursos carnales, su corazón se recubrió de una dura piel de total egoísmo y formó una catarata de sentimiento ciego ante la calamidad que Dios había pronunciado que caería sobre aquellos que lo persiguieran. ¡Es terrible! Y lo peor de todo es que esto mismo sucede en la iglesia de hoy.

¡Me pregunto si la victoria final de la iglesia dará consuelo a los futuros perseguidos, cuando sus hijas no encuentren en esta Isla nuestra un hombre cristiano con quien casarse! Sé que realmente no lo crees, pues si lo hicieras, vivirías y orarías de manera muy diferente. Sí, me pregunto si la victoria final de la iglesia dará consuelo a los futuros perseguidos, cuando vean a sus nietos aplastados contra una multitud de muros proverbiales. Sé que realmente no lo crees, pues si lo hicieras, vivirías y orarías de manera muy diferente. Más aún, ¡me pregunto si la victoria final de la iglesia dará consuelo a los futuros perseguidos cuando, una vez más, sus bienes sufran daños, cuando nuevamente no se les permita el acceso a una educación superior, cuando las mujeres los gobiernen y peleen por ellos y cuando todos sus hijos sean homosexuales! Sé que realmente no lo crees, pues si lo hicieras, vivirías y orarías de manera muy diferente. Ahora bien, déjame preguntarte: ¿Cuántas lágrimas has derramado en la reunión de oración de esta semana? ¿Ninguna? Eso pensé. 

Reflexiona:- Ahora, Señor, toma en cuenta sus amenazas y concede a tus siervos el proclamar tu palabra sin temor alguno. Por eso, extiende tu mano para sanar y hacer señales y prodigios mediante el nombre de tu santo Hijo Jesús.» Después de haber orado, tembló el lugar en que estaban reunidos; todos fueron llenos del Espíritu Santo, y proclamaban la palabra de Dios sin temor alguno. Hechos 4:29-31 NVI 

Ora: -  Padre, ¿puedo atreverme a pedirlo? ¡Pon nuestros pies en el fuego, sólo un poco, para despertarnos de este sueño en el que dormimos! Amen y que así sea.

  • Editors' Picks

    Stop Trying to Read the Bible in a Year!
    Stop Trying to Read the Bible in a Year!
  • The God of All Weather
    The God of All Weather
  • Does Islam Promote Violence?
    Does Islam Promote Violence?
;